La FIP exige a los políticos de Reino Unido terminar con los ataques contra los periodistas

Compartir en redes:

 

Reino Unido, 19 de marzo de 2021.- Hoy la Federación Internacional de Periodistas (FIP)  y  la Unión Nacional de Periodistas (NUJ por sus siglas en inglés), exigieron a los ministros de gobierno y a todos los servidores públicos, detener los ataques estigmatizantes contra las y los periodistas. Las demandas se plantean tras los comentarios del diputado Jacob Rees-Mogg, líder de la Cámara de los Comunes.

Rees-Mogg acusó al subdirector del medio informativo HuffPost de ser “un bribón o un tonto” y afirmó que la cobertura de los medios sobre el secretario de Relaciones Exteriores, el diputado Dominic Raab, estaba ” sorprendentemente distorsionada por el periodismo de baja calidad “, y agregó: ” Es una publicación muy barata nivel de periodismo, no es una forma adecuada de comportarse “.

Esto es consecuencia de los mensajes de Whatsapp filtrados la semana pasada en los que el secretario de estado de salud y atención social, Matt Hancock MP, describió al periódico The Guardian como un “trapo”, aseguró la FIP.

A demás, enero, el ministro de igualdad del gobierno, Kemi Badenoch, recurrió a Twitter para acusar a otro periodista del HuffPost de comportamiento “espeluznante y extraño” en comentarios que han sido ampliamente condenados y representan una violación del Código Ministerial, sostuvo la FIP.

Por lo anterior, a principios de este mes, el gobierno lanzó un Plan de Acción Nacional para la Seguridad de los Periodistas, que establece que una de las prioridades del gobierno es “mejorar el reconocimiento público del valor de los periodistas”.

Por su parte Michelle Stanistreet, secretaria general de NUJ, expresó que: “Es imposible creer que los ministros del gobierno están difamando e impugnando a los periodistas de esta manera, permitiéndose un comportamiento escandaloso que los degrada a ellos y a los cargos que ocupan. Este mismo gobierno, incluido el Primer Ministro y otros ministros, ha dedicado tiempo y recursos para abordar el creciente problema de abuso y acoso que está comprometiendo la seguridad de los periodistas en todo el Reino Unido. Sin embargo, aquí tenemos colegas alrededor de la mesa del gabinete que actúan como matones en el patio de recreo, socavan el trabajo de los periodistas, desprestigian su trabajo y lanzan insultos que están claramente diseñados para inflamar aún más el acoso y el abuso en línea. No es aceptable descartar los informes que no te gustan como noticias falsas. Es completamente inaceptable recurrir a insultos y difamaciones personales de periodistas que simplemente intentan seguir adelante con su trabajo. Nuestros políticos electos deben comprometerse a mejorar el nivel lamentable del discurso público, no a contaminarlo más. Este comportamiento tiene que parar, el gobierno debe dominarse y poner en práctica sus compromisos de mejorar el reconocimiento y la valoración de los periodistas y el periodismo.

Asimismo, el secretario general de la FIP, Anthony Bellanger, manifestó que: ” El gobierno del Reino Unido está a la cabeza de la Coalición por la Libertad de los Medios y es imperativo que dé el ejemplo y no recurra a atacar e insultar a periodistas y medios simplemente porque no le gustan sus informes. Tales acciones socavan la libertad de los medios de comunicación y hacen poco por mejorar el debate público.

Con información de la FIP.